ADVERTISEMENT
2 /3 FREE ARTICLES LEFT THIS MONTH Remaining
Chemistry matters. Join us to get the news you need.

If you have an ACS member number, please enter it here so we can link this account to your membership. (optional)

ACS values your privacy. By submitting your information, you are gaining access to C&EN and subscribing to our weekly newsletter. We use the information you provide to make your reading experience better, and we will never sell your data to third party members.

ENJOY UNLIMITED ACCES TO C&EN

Awards

Premios Ig Nobel 2020

by Bethany Halford
September 21, 2020 | APPEARED IN VOLUME 98, ISSUE 36

 

Acceda a todo el contenido español de C&EN en cenm.ag/espanol.

Estudios sobre lombrices de tierra vibradoras, entomólogos con miedo a las arañas y los rugidos de los caimanes en cámaras de aire enriquecido con helio obtuvieron los máximos honores en la trigésima ceremonia de los Premios Ig Nobel. Los peculiares y populares premios, que “honran los logros que hacen que la gente RÍA, y luego PIENSE”, fueron entregados virtualmente el 17 de septiembre en un evento que abarcó seis continentes y permitió que los actuales verdaderos premios Nobel aparecieran para entregar los premios a los nuevos Ig Nobelistas a través de Internet. La revista Anales de la Investigación Improbable produjo el evento y su editor, el ingenioso Marc Abrahams, actuó como maestro de ceremonias.

Un equipo de la Universidad Estatal de Kent se llevó a casa el Premio de Ciencia de Materiales por el artículo “Una replicación experimental muestra que los cuchillos fabricados con heces humanas congeladas no funcionan”. El objetivo del equipo era averiguar si había algo de verdad en la historia de un hombre Inuit que fabricó un cuchillo con sus propias heces congeladas y luego lo usó para matar a un perro y transformar su cuerpo en un trineo y un arnés (J. Archaeol. Sci. Rep. 2019, DOI: 10.1016/j.jasrep.2019.102002).

09836-scicon30-worm-st.jpg
Credit: Shutterstock
Agítalo: al hacer vibrar las lombrices de tierra, los investigadores esperan ampliar las fronteras del comportamiento caótico en los sistemas biológicos.

Ivan Maksymov y Andrey Pototsky de la Universidad de Tecnología de Swinburne ganaron el Premio de Física de este año “por determinar experimentalmente qué le sucede a la forma de una lombriz de tierra viva cuando se hace vibrar su cuerpo a alta frecuencia” (Sci. Rep. 2020, DOI: 10.1038 / s41598 -020-65295-4).

09836-scicon30-brows-st.jpg
Credit: Shutterstock
Valiente: los narcisistas lucen cejas distintivas.

El Premio de Entomología de este año fue otorgado a Richard S. Vetter, un investigador retirado de la Universidad de California, Riverside, quien realizó una encuesta que demostraba que muchos entomólogos, que estudian insectos, temen a las arañas, que son espeluznantes y repugnantes, pero no a los insectos. Los resultados de la encuesta de Vetter se publicaron en American Entomologist con el título “Entomólogos aracnofóbicos: cuando dos piernas más hacen una gran diferencia” (2013, DOI: 10.1093 / ae / 59.3.168).

El Premio de Psicología 2020, sin duda, llama la atención. Miranda Giacomin, de la Universidad MacEwan, y Nicholas O. Rule, de la Universidad de Toronto, ganaron ese honor “por idear un método para identificar narcisistas examinando sus cejas”. Su estudio muestra que las cejas distintivas pueden ser una señal de que alguien es narcisista. “Como los grandes narcisistas desean fuertemente el reconocimiento y la admiración, pueden buscar mantener las cejas distintas para facilitar la capacidad de los demás para notarlas, reconocerlas y recordarlas, aumentando así su simpatía y reforzando la imagen demasiado positiva que tienen de ellos mismos”, escriben los investigadores (J . Pers. 2018, DOI: 10.1111/jopy.12396).

Un equipo internacional liderado por Christopher D. Watkins de la Universidad de Abertay obtuvo el Premio de Economía “por intentar cuantificar la relación entre la desigualdad de ingresos nacionales de diferentes países y la cantidad promedio de besos en la boca” (Sci. Rep. 2019, DOI: 10.1038 / s41598-019-43267-7).

Psiquiatras de la Universidad de Ámsterdam ganaron el Premio de Medicina “por diagnosticar una afección médica no reconocida durante mucho tiempo: la misofonía, la angustia de escuchar a otras personas hacer sonidos de cuando mastican” (PLOS One 2013, DOI: 10.1371 / journal.pone.0054706).

Cinco sicarios profesionales en China recibieron el Premio a la Gestión por subcontratar un asesinato a sueldo entre ellos “con cada sicario reclutado posteriormente recibiendo un porcentaje menor de la tarifa, y sin haber nadie que realmente cometiese un asesinato”.

09836-scicon30-gator-st.jpg
Credit: Will Ludwig/C&EN/Shutterstock
Bramidos chirriantes: los científicos estudiaron la vocalización de caimanes chinos cuando respiran helio.

El Ig Nobel de la Paz de este año fue para los gobiernos de India y Pakistán “por hacer que sus diplomáticos tocaran a escondidas el timbre de los demás en medio de la noche y luego huyeran antes de que nadie tuviera la oportunidad de abrir la puerta”, como se documenta en los informes.

Investigadores dirigidos por Stephan A. Reber, de la Universidad de Lund, y W. Tecumseh Fitch, de la Universidad de Viena, obtuvieron el Premio de Acústica “por inducir a un caimán hembra china a bramar en una cámara hermética llena de aire enriquecido con helio” (J .Exp. Biol. 2015, DOI: 10.1242/jeb.119552).

Finalmente, no sería 2020 si no hubiera un guiño a la COVID-19. Varios líderes mundiales, incluido el presidente estadounidense Donald J. Trump, el presidente ruso Vladimir Putin y el primer ministro británico Boris Johnson, recibieron el Premio de Educación Médica “por utilizar la pandemia viral COVID-19 para enseñar al mundo que los políticos pueden tener una respuesta más inmediata sobre la vida y la muerte que la de los científicos y los médicos “.

Una grabación de la ceremonia de los Ig Nobel estará disponible en youtube.com/improbableresearch, y el programa público nacional Science Friday transmitirá una grabación editada de la ceremonia el 27 de noviembre, el día después del Día de Acción de Gracias en Estados Unidos.

Por favor, para cualquier sugerencia o comentario ponte en contacto con newscripts@acs.org.

Traducido al español por Marta Isabel Gutiérrez-Jiménez para C&EN. La versión original (en inglés) de este artículo está disponible aquí.

Advertisement
X

Article:

This article has been sent to the following recipient:

Leave A Comment

*Required to comment